Campaña de Mato Grosso

Comenzó en diciembre de 1864 y se extendió hasta abril de 1868. Durante este periodo de tiempo tropas paraguayas invadieron territorio brasileño y se dio comienzo a la guerra de la Triple Alianza.

Paraguay ya había hecho tareas de espionaje en el territorio brasilero de Mato Grosso desde 1862, en secreto se reunía información del terreno y de los pueblos que luego atacarían. Esta campaña fue totalmente victoriosa para el Paraguay, sin embargo, luego las tropas tuvieron que abandonar el territorio conquistado para volver y defender a nuestro país del avance enemigo.

Paraguay invadió Brasil avanzando en dos diferentes frentes, el oriental y el occidental.

Frente Occidental

campaña de mato grosso
Recorrido del frente occidental en Mato Grosso

El 23 de diciembre de 1864, Francisco Solano López envió 4.200 hombres al mando del coronel Vicente Barrios en 5 naves a vapor: Tacuarí, Paraguarí, Río Blanco, Ygurey e Yporá, el patacho Rosario y las goletas Independencia y Aquidabán. Todos navegaron por el río Paraguay hasta su primera parada, el fuerte de Coimbra.

Solano López había declarado frente a sus hombres que no había otro remedio que ir a la guerra, ya que Brasil la inició al invadir Uruguay, un país amigo, el 12 de septiembre de 1864.

La batalla de Coimbra

El 27 de diciembre de 1864, las tropas paraguayas atacaron el fuerte de Coimbra, un total de 3.200 hombres atacaron a los 155 defensores brasileros, quienes resistieron durante dos días hasta que agotaron sus municiones y se retiraron rumbo a Corumbá.

La conquista de Corumbá

El 2 de enero de 1865 los paraguayos llegaron a Corumbá luego de hundir un par de barcos brasileros sobre el río Paraguay. La tropa paraguaya logró vencer a los 500 defensores brasileros de Corumbá quienes se vieron obligados a abandonar las fortificaciones.

El límite norte del avance paraguayo fue la ciudad de Dourados, sobre el río Paraguay, al costado de la laguna Mandioré.

La reconquista brasilera de Corumbá

El 13 de junio de 1867 1.000 soldados brasileros al mando del coronel Antonio María Coelho retomaron el fuerte de Corumbá en un asalto sorpresa, la mitad de los 300 paraguayos que allí estaban fueron fusilados.

Los paraguayos restantes evacuaron a otras ciudades cercanas, hasta que el 23 de julio de 1867 una epidemia de viruela se encargó de las tropas brasileñas que allí estaban, es entonces que los paraguayos volvieron a ocupar el fuerte de Corumbá, hasta abril de 1868 cuando Solano López ordenó que saqueen todo y regresen al país tras la caída de Humaitá.

Corumba quedó abandonado hasta que recién en febrero de 1869 la tropa brasilera que regresaba de tomar Asunción volvió recuperó el fuerte.

Frente Oriental

campaña de mato grosso
Recorrido del frente oriental en Mato Grosso

El 26 de diciembre de 1864 partieron de Concepción 3.500 hombres al mando del coronel Francisco Resquín, sin mayores complicaciones fueron triunfando en las batallas presentadas en su camino.

El 29 de diciembre llegaron a Dourados, no confundir con el Dourados de la campaña occidental, y sin mayores complicaciones lograron reducir a los 300 defensores del pueblo, y siguieron, arrasando camino a Nioaque y Miranda. A mediados de abril de 1965 tomaron el pueblo de Coxim, lugar más lejano al que llegaron las tropas paraguayas.

Los brasileros creían que la idea era llegar hasta Cuiabá, la capital de Mato Grosso. Por tal motivo prepararon la Fortaleza de Melgaco, al mando del presidente de la provincia de Mato Grosso, Joâo Leverger. Sin embargo, los paraguayos nunca llegaron.

Todo fue una estrategia de Solano López para desviar la atención y las tropas de Brasil al norte, a defender su territorio. Cuando desde un principio, su plan era salir por el sur rumbo a Uruguay, en la campaña de Uruguayana…

Deja un comentario